DestinosBaalbeck

Mejor que la Acrópolis en Grecia?

A dos horas de la capital libanesa encontraras un de las ruinas romanas mejores mantenidas del mundo.

Baalbek



Es un lugar poco conocido en el mundo pero maravilloso. En la antigüedad Baalbeck se llamaba Heliópolis y era una colonia romana, gracias al legado que estos hicieron hoy te encontraras con las ruinas de antiguos templos, para nosotros uno de los mejores conservados del mundo y son Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Los templos fueron erigidos en honor de la Triada Heliopolitana (Júpiter, Mercurio y Venus) utilizaron unas gigantescas plataformas constituidas por bloques de piedra de más de 20 metros de largo y hasta 2.000 toneladas de peso en muchos casos. También pudimos ver  la piedra tallada más grande del mundo “Hajar- al- Hibla” donde seguro te vas a preguntar cómo hicieron para trasladarla? Como cientos de preguntas que te haras de este sitio arqueológico.

Lo que más despertó  admiración y el asombro fue la terraza  donde se construyó el Templo de Júpiter, el mejor conservado,88 m de largo x 48 m de ancho donde originariamente, estaba rodeado por 54 columnas, adornadas con cabezas de leones y de toros de las cuales solo quedan en pie 6 (enhorabuena y durante nuestra visita se estaban restaurando). Se cree que su origen es anterior a la ocupación romana, aunque no existe un consenso entre los investigadores para establecer quiénes fueron los constructores de tan impresionante estructura. Desde aquí tendrás la mejor visión del Gran Patio, haciendo honor a su nombre, mide 134 m de largo x 112 m de ancho, verás diferentes instalaciones del culto, columnas, un altar de sacrificios y una inmensa torre. Esta “torre”, del primer siglo D.C, estaba probablemente destinada a los peregrinos para que pudiesen seguir las ceremonias desde los techos.

Acrópolis de Baalbeck



También desde aquí arriba, detrás de las grandes columnas nos encontramos con el  Templo de Baco. Está elevado sobre un podio de 5m de altura, construido en el transcurso del II siglo D.C, se caracteriza por su excelente estado de conservación y poseer la mejor ornamentación. 

Después de recorrer todos los rincones de esta majestuosidad nos dirigimos a un pequeño templo ubicado, frente al ingreso principal, cruzando la calle. El propileo se encuentra en peor estado de conservación que los otros templos, está, encerrado en un recinto sagrado que contenía también otro pequeño templo, hoy en ruinas, conocido como “templo de las Musas” pero no se puede visitar solo mirar desde la vereda, actualmente con trabajos de arqueología allí dentro.
El ingreso te cuesta 15.000 libras libanesas por persona.

Bodega Ksara



Nos comentaron que los vinos del Líbano son muy ricos por lo tanto, de regreso, visitamos la Bodega Ksara, bodega que elaboró el primer vino seco del país. Está ubicada en el bonito Valle de Beca lugar donde los cristianos la fundaron  el año 1857, pero fue en año 1898 donde un hito cambió la historia de la bodega, al descubrirse por casualidad una cueva artificial que databa de la época de los romanos. Esta cueva, de dos kilómetros de longitud en la actualidad, forma parte de la cava subterránea de Ksara.
La bodega realiza visitas guiadas todos los días gratuitamente durante todo el año.  Incluye una breve bienvenida en la bodega, seguido de un recorrido por las históricas cuevas romanas y concluyendo con una degustación de sus vinos.


Suscríbete a nuestro Newsletter