DestinosVaranasi

La ciudad sagrada a orillas del Río Ganges

No hay lugar en el mundo donde veas imágenes tan fuertes en tan poco espacio, donde la fidelidad, pasión, comercio y engaño se conjugan en línea paralela al río.

A orillas del Ganges



La llaman la ciudad  eterna de la India, es uno de los lugares de peregrinaje más importante del país situada a orillas del rio Ganges. Varanasi ha sido centro de educación y civilización durante más de 2.000 años y hoy cuenta con una ciudad universitaria de las más importantes de India. Una ciudad con muchos contrastes. Lamentablemente les vamos a hablar que es una de las ciudades con mayor problemas de higiene y suciedad urbana, donde deberás de preparar tu tolerancia y olfato.
Varanasi es la ciudad que se quedará en tu retina para toda tu vida, es una ciudad de numerosos templos usados por los lugareños para sus oraciones diarias. Algunos de ellos se hallan frente al rio Ganges y podes visualizarlos realizando una navegación por las orillas como es el templo Tulsi Manas.Otros se encuentran en la ciudad como es el caso del elTemplo Durga que fue construido en el siglo XVIII y según cuenta la leyenda, la actual estatua de la diosa Durga no fue hecha por el hombre sino que apareció por sí sola en el templo.  Otro centro espiritual  de los devotos del Dios Shiva es el templo Baba Keenaram Sthal quien llegó al nivel más alto de meditación lamentablemente no pudimos visitarlo porque en los días de visita a la ciudad se llevaba adelante la celebración del dios Shiva y la multitud de peregrinos era impresionante lo que implicaba filas de hasta mas de un día para ingresar.

Rio Ganges



Navegando en nuestro barco a remo por el Ganges fue la mayor experiencia de contrastes que vivimos durante nuestro viaje por este país, todo estaba sucediendo en un mismo lugar  a pocos metros de distancia uno de otro. Todo en las aguas del mismo rio, un señor lavando las sabanas del hotel que esta sobre la margen, un crematorio ardiendo de cuerpos cuyas cenizas son tiradas al gua der este río, un hindú que con estas cenizas pinta su cuerpo y rostro para la foto (precio pago monetario) de los turistas, los peregrinos tomando su baño de inmersiónpara bendición, otros cepillan sus dientes después de un largo viaje, turistas meditando, fieles arrojando una vela flotante que compraron metros atrás y en sentido de la corriente, un monje que vuelve a colectar la vela para volver a venderla; gente arrojando monedas y un niño que, con una soga y un gran imán recoge la moneda arrojada del fondo del río, monos, burros, gente, vacas, excremento de vacas, y mas gente.  No podíamos ni parpadear para observar todo lo que acontecía a nuestro alrededor y fue en ese momento donde nos miramos y dijimos la “fe”  lo puede todo. Todo estaba ocurriendo en uno de los ríos más contaminados del mundo parecía una gran dicotomía entre la vida de los peregrinos y la muerte de un cuerpo echado al rio por falta de dinero para su cremación.  Este rio tan sagrado representa para la religión hindú a la diosa Ganga que es la diosa de la purificación y por esa razón piensan y aseveran con fuerza que la “Madre Ganga”, su diosa, no puede estar contaminada, aunque los índices técnicos manifiestan lo contrario.

Crematorio junto al Ganges



Seguimos navegando hasta acercarnos a uno de los tantos puntos donde se realizan cremaciones, bien junto al rio, una gran fogata con base de leña donde sobre esta yaceel cuerpo en su deterioro por el  fuego. Los cuerpos  llegan, se creman y parte de sus cenizas van al rio. Es duro verlo, creerlo y asimilarlo aun más cuando las hogueras están encendidas y un cuerpo humano a su lado.

Creemos que después de esto ya habíamos visto todo, pero no fue así, al descender de la barcaza comenzamos a caminar dentro de la parte más antigua de Varanasi y es allí donde notamos una de las partes más sucias de la India, que mas allá de la pobreza y condiciones extremas en que vive la gente, ha situaciones de tratamiento de los residuos que quedan pendientes en esta área de la India (hemos estado en países muy pobres, hasta mas pobres que la India, donde no hay estos problemas de higiene)

Al caer la tarde se realiza también junto al río Ganges la ceremonia Aarti donde la intención es ofrecer la “luz” en honor a la diosa Ganga como gratitud y se dice que si la diosa Ganga refleja la luz, es que ha aceptado esa gratitud. Es un ritual efectuado por siete sacerdotes, uno por cada día de la semana. Con las oraciones, entregan de ofrendas florales, incienso y fuegos se reciben las bendiciones divinas del río Ganges.  Te recomendamos que para tomar buenas fotos vallas temprano y compres un lugar en alguno de los barcos que se ubican frente a estos 7 puntos y te quedes allí sentado, nosotros nos fuimos por la lluvia a una terraza de un café donde te alquilan una silla pero lamentablemente no es una opción para los amantes de la fotografía.

Procesion al Río Ganges



Suscríbete a nuestro Newsletter